Receta:Tajine de cordero y ciruelas

El tajín1 (en árabe طجين, transcrito frecuentemente tajine, siguiendo la fonética del francés) es un plato habitual de la cocina magrebí que toma su nombre del recipiente de barro en forma de cono en el que se prepara.

Este recipiente es un plato de gran diámetro y, generalmente, de poco fondo, hecho de barro cocido y barnizado y dotado de una característica tapa cónica. Esta tapa normalmente no se usa durante el proceso de cocción sino después, para mantener el calor de los alimentos.

La elaboración de los platos consiste en que los alimentos se fríen primero y luego se cocinan estofados a fuego muy lento. Los tajines más habituales, o canónicos, son los que a continuación se detallan, pero existen gran cantidad de variantes. Los ingredientes y el modo de preparación son habituales de lo que se denomina dieta mediterránea.
Tajín de pollo con limón en salmuera y aceitunas.
Tajín de atún.
Tajín de sardinas.
Tajín de cordero con membrillo caramelizado.
Tajín de cordero con ciruelas pasas. (Mrouzia)
Tajín de ternera con verduras.
Tajín de verduras.

Los platos se pueden condimentar con una amplia variedad de ingredientes salados o dulces, miel, frutas, frutos secos y especias. Estas especias, además de las habituales en la cocina magrebí, suelen incluir la mezcla que se conoce como ras al hanut, que se elabora según una amplia variedad de recetas.

La ciruela es la fruta del ciruelo, nombre común de varias especies arbóreas pertenecientes al subgénero Prunus. La ciruela es una drupa, es decir, un fruto carnoso con una única semilla rodeada de un endocarpo (Un tipo madera suave) leñoso.

Existen ciruelas de muchas variedades, tanto de color como de tamaños. Unas tienen la pulpa (parte comestible) más firme que otras. Algunos tipos tienen la pulpa de color amarilla, blanca, verde o roja. Son frutos comestibles, que se pueden consumir en forma fresca o en forma deshidratada (en forma de una ciruela pasa).

La Receta…

Ingredientes (para 6 personas)
1.200 g de paletilla de cordero
300 g de ciruelas deshidratadas sin carozo
100 g de almendras peladas
2 cebollas grandes
10 g de jengibre fresco rallado
1 l de caldo de ave o agua
5 g de canela en polvo
20 g de miel
5 g de cúrcuma
Aceite
Sal, pimienta y comino

Preparación.
Pelar las cebollas y cortarlas en pluma. Luego disponerlas en una olla con un poco de aceite. Dejarlas unos 3 minutos hasta que se doren, removiendo con una cuchara de palo. A continuación, colocar la carne encima de las cebollas, añadir el jengibre fresco rallado, la cúrcuma, la sal, el comino y la pimienta. Agregar 400 cc de agua o caldo de pollo, ponerlo a hervir, taparlo y dejar que reduzca a fuego lento durante 1 hora. Luego lavar las ciruelas e incorporarlas a la carne. Dejarlo a fuego lento durante otros 30 minutos. Mezclar la miel con la canela en polvo, añadirla a la olla y dejar otros 15 minutos más, pero sin tapa. Hornear las almendras a 200 °C por 3 minutos, espolvorear con las almendras y servir muy caliente. Lo ideal es presentarlo en una fuente especial de tajine.

Fuente

Anuncios
Published in: on agosto 17, 2012 at 17:29  Dejar un comentario  
Tags: , ,

The URI to TrackBack this entry is: https://debuenamesa.wordpress.com/2012/08/17/recetatajine-de-cordero-y-ciruelas/trackback/

RSS feed for comments on this post.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: